Corte Suprema unifica jurisprudencia señalando que sanción de nulidad de despido es aplicable a empresa principal en régimen de subcontratación

Corte Suprema acoge recurso de unificación de jurisprudencia, en causa Rol N° 93.419-2020, de 17 de enero de 2022, señalando que la sanción de nulidad de despido por no pago de cotizaciones previsionales, consistente en el pago de las remuneraciones desde el término del contrato hasta la convalidación del despido, es aplicable también a la empresa principal en régimen de subcontratación.

Las normas sobre subcontratación laboral, incorporadas a través de la Ley N° 20.123, de 2006, hace responsables a las empresas principales, respecto de las obligaciones laborales y previsionales que posean los contratistas respecto de sus propios trabajadores. Dicha responsabilidad es solidaria, a menos que la empresa principal ejerza el derecho de información y retención establecido en el artículo 183-C del Código del Trabajo, en cuyo caso la responsabilidad pasa a ser subsidiaria. Ahora bien, el artículo 183-B del Código del Trabajo, establece una limitación temporal a la responsabilidad de la empresa, sea solidaria o subsidiaria, al tiempo o período durante el cual el o los trabajadores prestaron servicios en régimen de subcontratación. En efecto, el artículo 183-B del Código del Trabajo establece lo siguiente;

“La empresa principal será solidariamente responsable de las obligaciones laborales y previsionales de dar que afecten a los contratistas en favor de los trabajadores de éstos, incluidas las eventuales indemnizaciones legales que correspondan por término de la relación laboral. Tal responsabilidad estará limitada al tiempo o período durante el cual el o los trabajadores prestaron servicios en régimen de subcontratación para la empresa principal.”

 
La antedicha limitación temporal aplica respecto de todas aquellas obligaciones de dar, incluidas las indemnizaciones por término de contrato. En efecto, podría ocurrir que la terminación del contrato se produzca mientras la relación de subcontratación no se encuentra vigente, pero aún así, la responsabilidad de la empresa principal sobre las indemnizaciones por término de contrato deberá calcularse proporcionalmente tomando en consideración el tiempo o periodo en que se verificó la relación de subcontratación.

Ahora bien, una de estas obligaciones laborales y previsionales, a que alude el artículo 183-B del Código del Trabajo, consiste en la sanción establecida en el artículo 162 inciso 5° del Código del Trabajo, comúnmente denominado nulidad de despido. Como sabemos, la nulidad de despido laboral consiste en el pago de las remuneraciones al trabajador, desde el término del contrato hasta la convalidación del despido, como sanción por haber puesto término al contrato de trabajo adeudando cotizaciones previsionales. A su vez, la convalidación del despido consiste en el pago de las imposiciones morosas del trabajador, debiendo comunicársele a éste mediante carta certificada acompañada de la documentación emitida por las instituciones previsionales correspondientes, en que conste la recepción de dicho pago.

Dicho lo anterior, la dificultad interpretativa que se plantea, dice relación con la aplicación de la sanción de nulidad de despido a la empresa principal en régimen de subcontratación, esto por la razón siguiente; el pago de las remuneraciones al trabajador desde la terminación del contrato hasta la convalidación del despido, se produce cuando la relación de subcontratación ya no se encuentra vigente, por lo tanto, escaparía al ámbito de aplicación temporal de la norma; esto es,  al tiempo o período durante el cual el o los trabajadores prestaron servicios en régimen de subcontratación para la empresa principal.

Esta dificultad interpretativa es la que resuelve la Corte Suprema, en la sentencia de unificación de jurisprudencia que analizaremos a continuación. Sin embargo, antes de ver los fundamentos de la sentencia de la Corte Suprema, veamos primero qué señaló sobre este punto el Juzgado de Letras del Trabajo en la misma causa, y la sentencia de nulidad de la Corte de Apelaciones respectiva.

En efecto, el Juzgado de Letras del Trabajo de Temuco, en causa RIT O-723-2018, de 19 de agosto de 2019, señala en su considerando 9° que;

“En consecuencia, procede acoger la acción y aplicar la sanción establecida en el artículo 162 inciso séptimo del código del trabajo, ordenando el pago de las remuneraciones a contar del 1 de marzo de 2018 y hasta el 24 de octubre de 2018, fecha de la declaración de liquidación voluntaria de la […] Limitada, decretada por resolución del Tercer Juzgado Civil de Temuco, en causa Rol C-4950-2018”.

“Que al FISCO DE CHILE se le exime del pago de remuneraciones por nulidad de despido, atendido a que su responsabilidad se acota hasta la fecha en que los trabajadores prestaron los servicios en régimen de subcontratación y además se trata de una sanción, por ende, de interpretación y aplicación restrictiva (considerando 9°)”.

 
Por lo tanto, el Juzgado de Letras del Trabajo de Temuco, aplica estrictamente la limitación temporal establecida en el artículo 183-B del Código del Trabajo, y excluye a la empresa principal de la aplicación de la sanción de la nulidad de despido, pues el pago de las remuneraciones se extiende desde la terminación del contrato de trabajo, en consecuencia, ya no existe el régimen de subcontratación laboral. Agrega a ello el argumento de la aplicación restrictiva de las sanciones, como regla interpretativa de general aplicación en el derecho, al momento de determinar el ámbito de aplicación de las sanciones.

Así entonces, el demandante recurre de nulidad laboral para ante la Corte de Apelaciones respectiva, la que, en todo caso, rechaza el recurso, y confirma lo resuelto por el Juzgado de Letras del Trabajo de Temuco. Así, la Corte de Apelaciones de Temuco, en sentencia Rol N° 460-2019, de 17 de junio de 2020, señala en su considerando 4°;

“Que, efectivamente los artículos 183 en sus letras B, D, en relación a la responsabilidad solidaria o subsidiaria de la empresa principal en relación de la empresa subcontratista, la limita al tiempo o período durante el cual el o los trabajadores del contratista o subcontratista prestaron servicios en régimen de subcontratación al dueño de la obra, empresa o faena; fecha que en el caso de marras, fue determinada en la sentencia como el día despido el 28 de febrero de 2018, por lo que, al ser este declarado nulo, por aplicación del artículo 162 del Código del Trabajo, se le condena a la constructora […] Limitada a pagar a los demandantes las remuneraciones a contar del 1 de marzo de 2018 y hasta el 24 de octubre de 2018, fecha de la declaratoria de liquidación voluntaria, eximiendo al Fisco de Chile de este pago, por ser efectivamente una sanción para el empleador que procede a despedir a sus trabajadores sin haber cumplido con las obligaciones previsionales de los mismos, y por ende, que escapan de la responsabilidad, en este caso del Ministerio de Obras Pública y Vialidad, y en autos, el Fisco de Chile, a diferencias de las demás demandadas por concepto de remuneraciones y feriados, que sí fue condenado a pagar solidariamente con la empresa […] Limitada (considerando 4°)”.

 
Así entonces, la Corte de Apelaciones suscribe el razonamiento del Juzgado de Letras del Trabajo, y excluye la nulidad de despido de la responsabilidad de la empresa principal, pues estas remuneraciones se devengaron después del despido. Al contrario, la empresa principal es solidariamente responsable de las demás remuneraciones y feriados que se hayan devengado durante la vigencia de la relación laboral y de la relación de subcontratación.

Luego, el demandante interpone un recurso de unificación de jurisprudencia, para ante la Corte Suprema. En esta sede, la Corte Suprema acoge el recurso de unificación de jurisprudencia, señalando que la sanción de nulidad de despido sí es aplicable a la empresa principal en relación de subcontratación. Así la sentencia Rol N° 93.419-2020, de 17 de enero de 2022, señala en su considerando 5° a 6° de la sentencia que acoge el recurso de unificación de jurisprudencia, que;

“Que, para dilucidar lo anterior, se debe tener presente el criterio permanente expuesto por esta Corte, reflejado en las sentencias ofrecidas para su cotejo y en las dictadas en las causas rol N° 1.618-2014, 20.400-2015, 15.5162018, 31.633-2018, 16.703-2019 y 18.668-2019, y más recientemente, en las N° 20.678-2020 y 69.896-20, entre otras, en los que se ha declarado que la sanción prevista en el artículo 162 del Código del Trabajo es aplicable a la empresa principal, sin que sea óbice el límite previsto a favor de las empresas contratistas en el artículo 183-B del mismo código, pues como el hecho que genera la referida sanción se presenta u ocurre durante la vigencia del régimen de subcontratación, se debe concluir que la causa que provoca su aplicación, esto es, el no pago de las cotizaciones previsionales, se originó en el ámbito que debe controlar y en el que la ley le asignó responsabilidad, debido a la utilidad que obtiene del trabajo prestado por los dependientes de un tercero y por la necesidad de cautelar el fiel cumplimiento de las obligaciones laborales y previsionales”.

“Además, tal conclusión se encuentra acorde con los objetivos de la ley que regula el trabajo en régimen de subcontratación, en la medida que establece un sistema de protección a los trabajadores que se desempeñan en dichas condiciones, ya que, como se indicó, instituyó respecto de la empresa principal una responsabilidad solidaria y subsidiaria en lo concerniente a las obligaciones laborales y previsionales que debe asumir el contratista en relación a su dependiente, para, en definitiva, estimular y velar por el cumplimiento efectivo y oportuno de dichas obligaciones, teniendo presente que la nueva normativa que regula el trabajo en régimen de subcontratación no excluye a la empresa principal de la aplicación de la ineficacia del despido que trata el artículo 162 del Código del Trabajo, y tampoco fue materia de discusión o indicación durante la tramitación de la Ley que la contiene, N° 20.123, como se puede apreciar del examen de la discusión parlamentaria llevada a cabo (considerando 5°)”

“Que, en tales circunstancias, yerran los sentenciadores de la Corte de Apelaciones de Temuco, cuando al fallar el recurso de nulidad interpuesto por los demandantes resuelven que la sentencia del grado no incurrió en error de derecho al excluir a la demandada solidaria de los efectos de la sanción de la nulidad de despido. En efecto, sobre la premisa de lo que se ha venido razonando, el recurso de nulidad planteado, fundado en la causal del artículo 477 del Código del Trabajo, debió ser acogido, puesto que se hizo una incorrecta aplicación de la normativa aplicable al caso de autos (considerando 6°)”.

 
En efecto, si bien la nulidad de despido produce sus efectos desde la terminación del contrato de trabajo, el hecho que produce su aplicación, el no pago de las cotizaciones previsionales, sí se produce durante la vigencia de la relación laboral y del régimen de subcontratación. Por lo tanto, si el objetivo de la ley de subcontratación es producir un mayor nivel de cumplimiento de la empresa respecto de las obligaciones laborales y de seguridad social, a través de un sistema de supervigilancia por parte de la empresa principal, la falta de esta supervigilancia, concretizada en los derechos de información y de retención, haría merecedora también a la empresa principal de la sanción de la nulidad de despido.

Lo dicho anteriormente podrá tener aplicación si la empresa principal puede efectivamente ejercer esta función de supervigilancia, y en este punto, volvemos nuevamente sobre la limitación temporal de la responsabilidad por régimen de subcontratación. En este sentido, la empresa principal será responsable también por la sanción de nulidad de despido, si la deuda de cotizaciones previsionales se produjo durante la vigencia del régimen de subcontratación, no antes y no después, lo que tiene importancia cuando la relación laboral se extiende más allá de la relación de subcontratación, o una sola relación laboral participó de varios regímenes sucesivos de subcontratación.

Santiago, 14 de marzo de 2022.

Artículos relacionados